• Sri Lanka

    Hikkaduwa – las tortugas y las playas largas

    El primer día estuvimos andando por la playa y de repente tuvimos una experiencia inolvidable – las tortugas habían eclosionado justo este día de su nido y estaban buscando su camino al mar. Tenían un tamaño más pequeño que una mano y era como un rio de tortugas yendo hacia al mar. Había mucha gente admirando el espectáculo y la verdad es que te impresiona. En la misma playa hay un centro de tortugas que protege los huevos y guían a las tortugas recién nacidas en sus primeros días. Además, salvan las tortugas heridas y las intentan curar si es posible.

    Una tortuguita en la playa, Hikkaduwa, Sri Lanka

    Las tortugas son una especie amenazada y solo una fracción de todas las tortuguitas nacidas sobreviven hasta ser adultos (estimación 1/1000). Podemos decir que los humanos son el peligro más grande para las tortugas marinas. Las amenazas son las redes de pesca (las tortugas quedan atrapadas en redes de pesca y mueren porque no pueden subir a la superficie para respirar), la destrucción de corales y algas (no encuentran comida), el plástico en el mar (las tortugas accidentalmente comen por ejemplo bolsas de plástico pensando que son medusas) y muchos animales (incluyendo humanos) comen los huevos de las tortugas. Además, las tortugas son muy vulnerables al cambio climático si las temperaturas son más altas de lo normal nacen solamente hembras. Las tortugas ayudan a mantener la salud de los océanos incluso las playas y aguas para bañarse. Como dijimos antes, las tortugas también comen medusas y así reducen la cantidad de las medusas en las playas.

    Tortuga en Hikkaduwa, Sri Lanka

    Nos informaron que las tortugas adultas se acercan la costa cuando vienen a comer y sería posible ver varias cerca del arrecife de coral por las mañanas durante el amanecer. Por eso un día decidimos madrugar e ir a la playa para ver las tortugas. Llegamos a la playa a las seis de la mañana y pudimos ver varias tortugas en el agua. ¡Eran enormes! La gente que trabaja en el centro de tortugas nos llevaron algas ya que a las tortugas les gusta y entramos al agua a la altura de las rodillas. Esperamos un poquito y al final las tortugas se acercaron para comerlas. Vimos las tortugas muy muy cerca y era un momento memorable, pero hay que acordarse de que no está permitido tocarlas.

    Dando comida a una tortuga, Hikkaduwa, Sri Lanka

    Cuando viajas a destinos como Sri Lanka es importante ser responsable considerando la naturaleza y los arrecifes de coral. Por ejemplo, es importante que protección del sol usas. Las cremas de sol químicas contienen plásticos e ingredientes como oxybenzone y octinoxate, que destruyen nutritivos de corales y por eso debilitan condiciones de la vida de peces y otras especies. Supuestamente estos ingredientes tampoco son muy sanos para nosotros. Los ingredientes se disuelven en el agua desde nuestra piel cada vez que entramos al agua. ¿Qué protección solar es recomendable usar? Nosotros usamos los productos de la marca Avéne.

    El arrecife de coral en Hikkaduwa, Sri Lanka
    El amanecer en Hikkaduwa, Sri Lanka

    Las playas de Hikkaduwa son largas, anchas y muy limpias. Hay bastantes actividades ofrecidas como hacer surf, alquilar una moto de agua, snorkel y excursiones en barco. La playa de Hikkaduwa es una pequeña playa donde vimos más gente que en las otras playas y es donde están las tortugas y el arrecife de coral. Nuestra playa favorita era la Playa de Narigama, donde había muchas restaurantes, hamacas y puestos donde alquilar una tabla de surf. Cada restaurante tenia sus hamacas y si pedias algo de beber o comer puedes quedarte en la hamaca durante todo el día si quieres sin pagar dinero extra. Por las tardes tienes oportunidad de ver unas puestas del sol preciosas en la playa.

    Las olas en Hikkaduwa, Sri Lanka

    Sanna alquiló la tabla del surf 3 veces por un periodo de tiempo de una hora por 500rs cada una (2,5€). Jenna también tuvo la intención de hacer surf, pero tuvo un accidente el primer día ayudando Sanna a coger olas con la tabla, pero la cuerda de la tabla se enganchó en su mano tirándola con fuerza. El resto de las vacaciones Jenna tuvo que cuidar su mano ya que estaba hinchada y azul desde el codo hasta la muñeca. Las olas algunas veces eran demasiados grandes para un principiante y todos los orificios (nariz, oídos, boca) se llenarán de agua salada. También puedes encontrar arena en todos los sitios imaginables días después de hacer surf. Sin embargo, hacer surf es divertido y sientes que mejoras cada vez que lo practicas, por no mencionar la parte en que es realmente hacer un duro deporte. Después de una hora la sensación es como si hubieras corrido una maratón.

    Surfear en Hikkaduwa, Sri Lanka

    En Hikkaduwa nos hospedamos en el Star Holiday Resort, que era un hotel pequeño y los dueños eran una familia local. El precio era 350€ / 5 personas / 4 noches. El sitio era muy básico con una piscina grande. Teníamos tres habitaciones con aire acondicionado y el mosquitero. El desayuno era pequeño e incluía tortilla, pan, zumo y café ó té. La ubicación era bastante buena respecto a  la distancia que había andando hasta la calle principal y la playa. Justo cerca del hotel había un restaurante, White Lotus, que ofrecía comida tradicional a buen precio. En general los precios en los restaurantes de Hikkaduwa eran más baratos y los platos más grandes comparándolo con otros sitos que visitamos durante nuestro viaje.

    Hikkaduwa, Sri Lanka

    Desde Hikkaduwa hicimos un viaje a Galle, una ciudad donde hay un castillo holandés. Para decir algo de la historia, Sri Lanka estuvo bajo del dominio de Portugal, Holanda y Bretaña y se independizó en 1948. Cogimos un tren de Hikkaduwa a Galle que tardó más o menos media hora y cada billete costó 100 rs. (0,50€). En Galle andamos desde la estación de tren hasta el castillo y dentro de los muros el primer conductor de tuktuk nos vendió un tour para ver todo el casco viejo con él y parar en sitios famosos para coger fotos. Nos costó 1000 rs. (5€) tres personas y al final fue una buena idea porque estar andando todo el día bajo el sol a +35ºC no hubiera sido una experiencia tan agradable. El sitio más bonito donde estuvimos fue el faro de Galle. Al final del tour nuestro conductor nos llevó a un jardín de especias fuera de la ciudad. Allí nos dieron mucha información sobre que cultivaban en Sri Lanka y los beneficios para la salud y luego intentaban vender sus productos con un precio muy alto. El conductor nos condujo a la zona comercial en el centro de Galle y nos dejo allí. Fuimos a comer a un buffet de curry y cogimos el tren para volver a Hikkaduwa. El resto de los días estuvimos relajando en la playa antes de irnos a Mirissa.

    El centro histórico de Galle, Sri Lanka

    Con mucho cariño Sanna & Jenna

  • Sri Lanka

    Sri Lanka – un paradisio desconocido

    Las playas eternas, las olas espumosas, el soplo salado del océano es como un baño caliente. Estamos tumbados debajo de las palmeras disfrutando el abrazo ardiente del sol. La gente está surfeando, cogiendo grandes olas otra vez y otra vez, los perros callejeros buscan sombra debajo de las hamacas esperando a alguien que les de comida o un poco de cariño. La variedad de la naturaleza es impresionante. Las montañas verdes, las cascadas, las plantaciones de té, las carreteras serpenteantes estrechas y los animales del interior de la isla crean una perspectiva nueva al viaje. El tráfico es una locura, todos los coches pitando y las vacas comiendo al lado de las carreteras. El viento mueve nuestro pelo mientras estamos sentados en un tuk  tuk conduciendo de una playa a otra. La gente nos saluda, los niños agitan las manos y puedes oír de fondo una canción distinta que proviene de los templos.

    Playa de Dalawella, Sri Lanka

    Hemos estado planeando un viaje grande de amigos ya hace años y por fin hemos conseguido hacerlo realidad. Al principio pensamos en ir a Bali pero allí en Marzo llueve demasiado y empezamos a buscar otras opciones. Las islas Maldivas o Seychelles también estaban en la lista, pero como no queríamos estar las dos semanas enteras en la playa decidimos reservar los billetes de avión a Sri Lanka. Era el destino perfecto para nosotros y también recomendado por Lonely Planet como el país número uno para visitar en 2019.

    La puesta del sol en Hikkaduwa, Sri Lanka

    Es importante darse cuenta un par de cosas importantes antes del viaje. Cuando viajes a Sri Lanka tu pasaporte tiene que estar vigente mínimo seis meses después del viaje y tienes que hacer la solicitud del visado ETA antes del viaje. La solicitud de ETA es fácil de hacer online y la confirmación la recibirás en tu correo. ETA cuesta 40€ y es válido 30 días después de llegar a Sri Lanka. Es importante saber que las vacunas son necesarias para el viaje. Lo mejor es contactar con tu médico, pero también es fácil encontrar información en internet. Es siempre importante tener las vacunas básicas actualizadas y para Sri Lanka las vacunas de hepatitis y influenza eran también recomendadas. Además, si vas a estar más de 2 semanas en áreas rurales o en la jungla es recomendable tener las vacunas contra la fiebre tifoidea y la encefalitis japonesa. Nosotros teníamos todas las vacunas básicas controladas, pero algunas de nosotros necesitamos las de hepatitis y fiebre tifoidea. Los mosquitos transmiten muchas enfermedades y es importante llevar contigo un repelente bueno y ropa con manga larga.

    La moneda de Sri Lanka es rupia (LKR) y 200 rs. es más o menos 1€. Cuando llegas al país no puedes llevar más que 20 000 rs. (~100€) contigo. Lo que puedes hacer es llevar euros o dólares contigo y cambiar dinero allí o sacar rupias desde los cajeros que es la opción más fácil. El único problema con el dinero es si tienes billetes grandes, porque en muchos sitios no tienen suficiente cambio. Especialmente cuando pagas el viaje de tuk tuk es muy recomendable tener el dinero exacto para pagar. Si quieres estar conectado en tu viaje y no estar buscando Wi-Fi gratis todo el rato (que al final no funciona ni en tu hotel) recomendamos comprar una tarjeta SIM local. Compramos una de Dialog en el aeropuerto y nos costó 1300 rs. (~6,50€) incluyendo unos minutos para hacer llamadas, SMS mensajes y 8 GB de internet (4GB por la mañana y 4GB por la noche). Una vez cargamos 14 GB más internet por 1000 rs. (~5€).

    Abajo de las palmeras en Mirissa, Sri Lanka

    Jenna y los chicos tenían su vuelo por la noche de Helsinki a Colombo vía Londres. La idea de volar hacia atrás primero y luego un vuelo largo de Londres a Colombo no parecía muy buena, pero al final pasamos una noche estupenda durmiendo en el avión. El primer vuelo era con British Airways y el segundo con Sri Lankan Airways. En total tardamos 17 horas en llegar y la vuelta era con las mismas aerolíneas y rutas. Los billetes eran 500€ por persona incluyendo la maleta facturada de 30 kg. Estábamos muy contentos de volar con Sri Lankan Airways, no hubo retrasos, el servicio fue amable, sirvieron comida caliente dos veces en el vuelo, el avión era grande y todos los pasajeros tenían la pantalla en el asiento delantero para ver películas y jugar juegos. También las maletas llegaron a tiempo. Habíamos reservado un coche para llevarnos del aeropuerto de Colombo a Hikkaduwa con antelación y el conductor nos estaba esperando en el aeropuerto. El viaje duró 2 horas y nos costó 10 000 rs (~50€).

    Playa de Hikkaduwa, Sri Lanka

    Otra parte del grupo, Sanna y Adrián, tenían su vuelo con Qatar Airways De Madrid a Colombo vía Doha. El vuelo salió a las 10 de la noche y llegó a Colombo a las 4 de la tarde del día siguiente. Los billetes de Qatar Airways no eran los más baratos, 630€ por persona, pero nos daba más confianza de que todo saliera según lo esperado. El servicio fue rozando la perfección, la comida deliciosa, el sistema de entretenimiento versátil, el tránsito en Doha muy fácil y ningún retraso. Estuvimos un poco preocupados por las maletas facturadas porque la parada en Doha era menos de dos horas, pero no tuvimos ningún problema. Lo único que pensaba Sanna era cuando comemos otra vez.

    Después de llegar a Colombo cambiamos dinero en el aeropuerto, compramos la tarjeta SIM local y buscamos cómo llegar a Hikkaduwa desde el aeropuerto. Podríamos haber cogido un tren, pero hubiéramos llegado después de medianoche entonces pensamos otras opciones. En el aeropuerto conocimos dos chicos suecos quienes tenían su hotel en nuestra dirección y decidimos compartir una furgoneta con aire acondicionado y conductor. Negociamos el precio con el conductor y acabamos pagando 9000 rs (~45€) en total. Hubo mucho tráfico en Colombo y el viaje duró 3 horas. Nuestros amigos nuevos estaban preparados para el viaje y abrieron una botella de ron. Al llegar la botella estaba casi vacía y el resto del grupo esperándonos en el hotel. El encuentro entre amigos fue tan feliz que decidimos salir a celebrarlo.

    El amanecer desde Little Adam’s Peak

    Itinerario:

    • Hikkaduwa 4 noches
    • Mirissa 3 noches
    • Tissamaharama 1 noche
    • Ella 3 noches
    • Kandy 3 noches
    • Negombo 2 noches

    Decidimos este plan después de leer varios blogs de Sri Lanka e intentando cumplir las expectaciones de cada uno. Reservamos todos los alojamientos antes del viaje y también el safari en el parque nacional de Yala pero otros planes surgieron durante del viaje. Los hoteles donde dormimos eran de varios niveles desde apartamentos hasta un hotel de 5 estrellas. Todos los alojamientos durante 2 semanas fueron más o menos 400€ por persona. Las condiciones mínimas de cada alojamiento eran el desayuno, aire acondicionado y piscina incluida.

    Los pescadores en la playa de Dalawella, Sri Lanka

    Los viajes más cortos los hicimos en tuk tuk y los más largos en furgoneta donde cabíamos fácilmente todos con nuestras maletas. Los viajes en tuk tuk nos costaron más o menos 300 rs (~1,5€) cada viaje dependiendo de la distancia. Una buena regla es siempre negociar el precio inicial a uno más barato y si no estás contento simplemente dices no gracias y buscas otro tuk tuk (como siempre hay muchas esperandote), siempre funciona. Caben 3 personas en cada tuk tuk pero durante las noches no es tan estricto y una vez fuimos 6 persona más el conductor en un tuk tuk.

    La furgoneta con el conductor normalmente costaba 10 000 rs. (~50€) el día independientemente de la duración o la distancia del viaje. Es importante negociar el precio y todo lo que está incluido en el precio antes de subir al coche. Antes del viaje leímos muchas experiencias malas de gente que había sido engañada en estas situaciones, pero nosotros no tuvimos problemas. Los conductores pueden recomendarte visitar algún sitio que no está en la ruta y si te interesa debes preguntar si hay algún coste extra para no tener malentendidos más tarde. Los conductores pueden pedir una parte del pago antes de comenzar el viaje, pero nosotros siempre hicimos el pago total al final de cada viaje. En el mejor de los casos el conductor es un guia local estupendo dando sus mejores recomendaciones y ayudándote en cada ocasión.

    También es posible alquilar una moto o tu propio tuk tuk pero como el tráfico allí es más que peligroso decidimos dejar estas oportunidades. Cada vez que íbamos en furgoneta o en tuk tuk cerrábamos los ojos debido al tráfico. Normalmente había un carril para cada dirección y estaba lleno de autobuses, camiones, coches, tuk tuks, motos, bicis, peatones, vacas y perros. El tren es una opción más barata y va a bastantes sitios. Además, los horarios están en internet y es fácil ver a qué hora sale el tren. Otra cosa es si el tren llega en tiempo.

    El tren de Ella a Kandy / Tuk tuk en Galle

    La naturaleza de la isla tiene mucha variedad. Hay kilómetros y kilómetros de playas por toda la isla y cerca de las playas hay arrecifes de coral, pero todavía se están recuperando del tsunami de 2004. La vegetación es densa y diferente comparado con la playa y el interior de la isla. Sri Lanka es un sitio excelente para ver muchos animales como elefantes, murciélagos, tortugas, ballenas, delfines, cocodrilos, leopardos y monos. Adentrándonos al interior de la isla las vistas son muy verdes y montañosas, hay muchas plantaciones de té y las temperaturas también son más agradables. El amanecer es a las 6 y el atardecer es a las 6 de la tarde.

    Monos en Ella, Sri Lanka

    La gente en Sri Lanka es muy amable, feliz y habladora. La isla es grande y tiene 22 millones de habitantes, pero nos daba la sensación de que todo el mundo se conocía. La gente nos saludaba en las calles, nos sonreía en todos lados y especialmente los niños estaban interesados en nosotros, ya que éramos unos desconocidos para ellos. Cada vez que veíamos un autobús escolar veíamos un montón de cabezas y brazos en las ventanas agitándose con mucha emoción.

    Mercado en Galle, Sri Lanka

    La comida tradicional en Sri Lanka es curry con arroz y la gente lo desayuna, come y cena. Otra cosa tradicional es roti, que es parecido a pan hecho con harina de trigo y coco relleno con diferentes cosas como verduras, pescado, pollo o servido con guarnición. Kottu también es muy típico allí y es verduras cocinadas con marisco/pollo/carne. Los platos devilled son salsas picantes de verduras con marisco/pollo/carne y servido con arroz. Las frutas exóticas y los zumos recién hechos son una alegría para tu boca. En su cocina es normal usar mucho coco y especias, y algunas veces estuvimos comiendo y llorando al mismo tiempo por lo picante que era.

    El nivel de higiene es un poquillo mejor que en otros países orientales y en teoría el agua del grifo es bastante limpia pero no es recomendable beberla (beber agua embotellada es más seguro). Sobrevivimos todo el viaje sin grandes problemas de estómago y comimos básicamente todo lo que pudimos. En general la comida costaba 300-500 rs. por plato (~2 €) y la bebida más o menos 200 rs (~1€). En Sri Lanka no se usa mucho alcohol y no lo venden en supermercados ni en todos los restaurantes. En “las tiendas de vino” venden cervezas, vinos y bebidas alcohólicas más fuertes. En un restaurante una cerveza grande costaba 400 rs. (~2€) y una copa de vino 800 rs. (~4€).

    La puesta del sol en la playa de Dalawella, Sri Lanka

    Sri Lanka fue una gran aventura, la perla del océano Indio, una isla con mucha variedad y todavía muy desconocida. Ha sido el viaje más impresionante de nuestra vida y si estás buscando un destino diferente recomendamos que visites esta isla. Compartimos más experiencias aquí en el blog e ¡igualmente en nuestra cuenta de Instagram!

    Con mucho cariño Sanna & Jenna

  • Laponia

    LA MAGIA DE LAPONIA

    -27 grados, se ven los rayos del sol en el horizonte dando color rosa al cielo, la nieve cruje debajo de las botas, el pelo se convierte blanco por el frio, todo es blanco y silencioso, es noche polar. Estamos en el círculo Polar Árctico donde empieza Región árctica. Realmente significa que durante el invierno en la noche polar el sol no sube por encima del horizonte (y durante el verano en el sol de medianoche o día polar el sol no baja del horizonte).  Rovaniemi está situado en el circulo Árctico y se puede cruzar la línea en el pueblo de Papá Noel. Aquí compartimos nuestros consejos locales de que hacer en Laponia durante la noche polar.

    Aurora Borealis

    Aurora Boreal es un fenómeno natural que ocurre en el cielo provocando una luminosidad maravillosa de colores y movimientos. Sucede cuando los vientos solares afectan al campo magnético de la Tierra. Cuando hay tormentas solares, la Tierra es invadida por gran cantidad de vientos solares y en esos momentos las auroras son más comunes. Nuestros ojos ven las auroras normalmente en color verde o amarillo, pero es posible verlas también en color rojo o azul. Aurora Boreal es visible desde finales de agosto hasta principios de abril, pero las épocas más probables para verlas son las noches oscuras de otoño y cuando nos estamos acercando a la primavera. Hay dos condiciones para ver la Aurora Boreal: el cielo claro sin nubes y la oscuridad. El tiempo frio con grados muy por debajo de cero (-20, -30 grados) muchas veces significa que el cielo también es claro y la probabilidad de ver auroras crece. Los que desean ver auroras deberían buscar el sitio más oscuro posible fuera de las luces de la ciudad. La mejor hora para verlas es medianoche y las puedes ver solo durante unos minutos o si tienes mucha suerte puedes ver un espectáculo que puede durar toda la noche.

    Hay paginas de internet y aplicaciones que te informan si hay probabilidad alta para ver las auroras, algunos hoteles también tienen una persona quien te despierta cuando se ven las auroras si lo deseas. Los mejores sitios en Finlandia para ver las auroras son Utsjoki, Kilpisjärvi, Inari-Saariselkä, Levi, Ylläs, Luosto y Rovaniemi. Lo más importante es tener suerte, por ejemplo, está vez no vimos Aurora Boreal durante nuestra visita en Laponia, mala suerte. Lo que vimos fue un paisaje blanco muy muy bonito iluminado por la luna llena que también parece muy mágico. Lo que queremos decir es no enfadarse con su hotel ni su organizador del viaje si no ves Aurora Boreal durante tu viaje, no hay nada que puedan hacer.

    Vete al bosque nevado.

     ¡Dar un paseo por el bosque nevado es lo mejor que puedes hacer! En Laponia hay muchos bosques con lo que es fácil encontrar uno en cualquier sitio. Lo importante es tener buenas botas porque puede ser que haya mucha nieve y como los pies se hundan debajo de la nieve, puede entrar nieve dentro de las botas. Estar en el bosque es seguro y los animales que puedes ver en los bosques cerca de las ciudades son conejos, renos y ardillas que no hacen daño. Cerca de En Rovaniemi hay muchos sitios buenos donde ir por ejemplo la torre de observación de Syväsenvaara (Syväsenvaaran näkötorni) o la ruta natural de Ounasvaara (Ounasvaaran luontopolku). Para encontrar la torre de observación de  Syväsenvaara tienes que subir una colina  mäki desde el restaurante Rakas. Arriba tienes unas vistas preciosas de la ciudad.  La ruta natural de Ounasvaara luontopolku puedes encontrarla en Ounasvaara. El bosque es también un buen sitio por las tardes para ver las estrellas o Aurora Boreal. Tienes que saber que se hace de noche muy pronto y está bien estar preparado para la oscuridad y saber la ruta para salir del bosque. Menos mal que tenemos todos la luz en los móviles en estos días.

    Haz una excursión a Laavu

    Laavu es un sitio medio cubierto (normalmente en el bosque) donde uno puede parar, preparar un fuego y calentarse. Estos sitios son públicos y existen muchísimos en Finlandia. En laavu puedes sentarte a disfrutar del fuego, calientarte, calentar unas salchichas y tomar un cafelito o zumo caliente. En Rovaniemi hay muchas  lLaavus pero recomendamos el Kirkonjyrhämän lLaavu de Kirkonjyrhämä que está cerca del centro y el lLaavu de Ounasvaara näkötornila torre de observación de Ounasvaara (Ounasvaaran näkötorni). En el laavu ya tienes las maderas ya para hacer el fuego, solo necesitas tulitikut las cerillas y tu comida. Cuando haces el fuego es tu responsabilidad quitarlo apagarlo también si no hay más gente quienes vayan a quedarse en el sitio después de que te vayas. Recuerdao coger todo lo que has llevado, queremos nuestro naturaleza limpianuestra naturaleza limpia.

    Haz deportes de invierno

    En Laponia hay condiciones fenomenales para hacer deportes de invierno como patinar sobre el hielo y esquiar de la manera tradicional o en las pistas. En el centro de Rovaniemi en Lordinaukio puedes encontrar un sitio para patinar, allí puedes también alquilar los patines. Puedes esquiar en Ounasvaara. Allí hay varias pistas y muchas rutas para esquiar de la manera tradicional. Allí puedes alquilar los esquís, esquís tradicionales y snowboard. También puedes alquilar unos zapatos de nievelas lumikengät y dar un paseo por el bosque. Si no estás interesado en hacer deporte recomendamos comprar un billete de istumahissi los telesillas y subir hasta arriba de Ounasvaara para ver el paisaje. Hay varias estaciones de esquí en Laponia como Ylläs y Levi que son los más grandes y populares y las más pequeñas como Pyhä, Luosto, Pallas, Ollos, Saariselkä, Salla y Suomu.

    Monta en un trineo y juega con la nieve

    Para montar en un trineo necesitas una cuesta abajo (pero no en la carretera ni en las calles donde hay coches) y un trineo, un tobogán o solo una bolsa de plástico grande y fuerte que rellenes con nieve. Puedes comprar un trineo o tobogán en supermercados o tiendas locales bastante barato, pregunta en tu alojamiento, probablemente los tengan. Disfruta de los juegos de nieve como hacer un muñeco o castillo de nieve (para esto es ideal tener la temperatura 0ºC  o unos grados por encima de 0). Haz un ángel de nieve, ¡es fácil! Ponte de espaldas a la nieve y mueve tus brazos y piernas. Levántate y admira tu ángel de nieve.

    Disfruta la sauna y zambullete en la nieve (¡o en un agujero en el hielo!)

    En Finlandia hay dos tipos de saunas dependiendo de cómo las calientan. Casi todas las saunas modernas en las casas son eléctricas pero la sauna tradicional se calienta con madera y ¡es fenomenal! Si tienes oportunidad de probarla no te lo pierdas. Después de tirar agua unas cuantas veces y calentarte bien es refrescante salir fuera al aire frio y si te atreves, zambullirte en la nieve y corriendo a la sauna otra vez. Créenos que es muy bueno para la circulación de la sangre. Los mas valientes se meten en el agua a través de un agujero en el hielo y podrás experimentar un frio que no imaginas. Puedes encontrar un sitio para hacerlo cerca del centro de Rovaniemi al otro lado del rio cerca del restaurante Valdemari y el puente Jätkänkynttilä.

    Visita el pueblo de Papá Noel

    El pueblo de Papá Noel está situado a 8 km al norte del centro de Rovaniemi. Allí puedes conocer al verdadero Papá Noel en su oficina cada día durante todo el año y sacarte una foto con él. También encontrarás los renos de Papá Noel y puedes dar un paseo en renos. Además, hay paseos en husky, un bar de hielo, una cuesta de hielo, tiendas de recuerdos, un castillo de Moomin (novedad de este año) y ¡mucho más! Lo más importante: puedes disfrutar el ambiente navideño que ya es una experiencia inolvidable. En el pueblo de Papá Noel puedes cruzar el Mágico Círculo Polar Árctico y está claramente marcado con luz azul.

    Visita Arktikum

    Arktikum es un centro de ciencia y un museo de la naturaleza, cultura e historia árctica. Ve y disfruta los retos árcticos en exposiciones experimentales. Arktikum está situada bastante cerca del centro de Rovaniemi y puedes llegar andando. Las entradas: adultos 13€, jubilados/desempleados/estudiantes 9€, niños de 7 a 15 años 6€, niños menos de 7 años gratis y la entrada familiar 30€ (2 adultos + 2 niños 7-15años).

    Disfruta la comida de Laponia

    Las comidas tradicionales son la carne de reno, pescado, un pan llamado rieska, arándanos (arándanos rojos, fresas, frambuesas, moras árcticas) y un postre de queso que se llama leipäjuusto. El reno se come normalmente la carne bien cocida en el horno con puré de patatas y mermelada de arándanos rojos. También la carne de reno curada está riquísima. El plato de pescado tradicional es la sopa de salmón con nata. También se come mucho salmón ahumado. Leipäjuusto (el postre de queso) se come normalmente con moras árcticas o con la mermelada de moras árcticas. Puedes comprar las delicias de Laponia en los supermercados locales para disfrutar en Laponia o llevarlas a casa.


    La ropa

    ¿Y cómo sobrevivir a 20 grados bajo cero? La respuesta es ponerse muchas capas de ropa. Si vas a hacer deporte o sudar recomendamos que lleves ropa técnica debajo, que se mantenga seca y calentita expulsando el sudor de tu piel. Dependiendo de los grados puede ser que haya que ponerse más ropa térmica encima, por ejemplo, un jersey y pantalón de lana o parecida que te mantengan caliente. Es recomendable ponerse dos calcetines, unos térmicos y unos de lana. El abrigo y el pantalón tienen que calentarte bien y ¡unas buenas botas de nieve son importantes! Tienes que tener suficiente espacio en las botas para meter dos o más calcetines dentro. Una bufanda al cuello, un gorro en la cabeza y guantes en las manos. No olvides el reflector para que los coches te vean cuando se haga de noche.

    ¿Como viajar a Laponia?

    Lo más fácil es llegar volando. Hay vuelos directos desde Helsinki a Rovaniemi, Kittilä e Ivalo. También hay vuelos directos de Londres a Rovaniemi durante el invierno. Si haces la reserva con tiempo puedes tener los vuelos bastante baratos. Otras posibilidades de llegar a Rovaniemi son tren, autobús o coche.  En el tren puedes reservar un asiento o una cama. El viaje desde Helsinki tarda 12 horas y lo más cómodo es estar durmiendo en la cama, pero también cuesta más dinero. Si viajas solo, puedes reservar una cabina donde pueden dormir dos personas del mismo género. Hay autobuses (Onnibus) de Helsinki a Rovaniemi y muchas veces es la opción mas barata, solo tienes que tener paciencia y estar sentado en un autobús 12 horas. Si estas viajando a Laponia durante las épocas de navidad o semana santa deberías de reservar los billetes con antelación, porque son las épocas más populares cuando la gente viaja a Laponia. Especialmente durante la navidad hay muchos turistas en Rovaniemi visitando a Papa Noel (y los finlandeses volviendo a Laponia para pasar la navidad con su familia) con lo que tienes que estar preparado a pagar bastante dinero por los billetes de avión.

    Con mucho cariño Sanna & Jenna

  • Alemania

    Baviera viaje en carretera: Múnich, Neuschwanstein y Füssen

    ¿Qué más ofrece Baviera además de Múnich y Oktoberfest? Los ALPES, castillos, pequeños pueblos super bonitos, calabazas al lado de las carreteras, lagos y buenas vistas. Si planeas visitar algunas de las ciudades de Baviera, recomendamos combinar un viaje fuera de la ciudad para ver los encantos de la zona.

    El primer día hicimos un viaje en carretera al castillo de Neuschwanstein. La alarma sonó a las seis de la mañana y ya a las siete estábamos en camino con un coche de alquiler. Jenna fue la conductora, Sanna la navegadora y los chicos estaban durmiendo detrás. Jenna tardó un poco en acostumbrarse al estilo alemán de conducir mientras todos los coches nos adelantaban en carreteras estrechas y con muchas curvas. Vimos unos pueblos preciosos uno detrás de otro y cuando estábamos llegando al destino nos impresionó la vista del castillo delante de los Alpes. También una cosa curiosa fueron las calabazas al lado de las carreteras, que cualquier persona podía coger y dejar monedas en una caja pequeña.

    El viajé duró alrededor de 2 horas porque el castillo está cerca de la frontera de Austria. Llegamos al pueblo que se llama Hohenschwangau a las nueve de la mañana. Había aparcamientos libres y el coste fue 6€ por todo el día. Fuimos casi corriendo a las taquillas para comprar los billetes, pero había poca gente delante de nosotros. En la página web del castillo recomiendan comprar las entradas mínimo con tres días de antelación a la visita y como vimos esta información demasiado tarde no pudimos comprarlas online. Al final los billetes costaron 13€ por persona con un descuento de 1€ para los estudiantes. Compramos las entradas al tour guiado a las 10.05 y caminamos media hora hasta el castillo. También fuimos al puente Marienbrücke para ver el castillo un poco más lejos antes de que empezara nuestro tour.

    El castillo de Neuschwanstein es un castillo estilo medieval construido en los años 1868-1892 por el rey Luis II de Baviera. El rey admiraba las obras del compositor Richard Wagner y Neuschwanstein estaba dispuesto a servirle a Luis II como un escenario teatral habitable. Al rey le gustaban mucho los cisnes y los puedes encontrar en la decoración en los interiores del castillo. También el nombre del castillo significa El Nuevo Cisne de Piedra. El rey solo vivió en el castillo seis meses antes de morir y sólo seis semanas después de su muerte, las puertas del castillo fueron abiertas a los visitantes. Con las recaudaciones de admisión se pagaron en parte los préstamos del rey.

    Este castillo cumple todos los sueños de las princesas pequeñas y mayores incluidas estas dos princesas casi treintañeras. El castillo es también usado como imagen del castillo de la bella Durmiente de Walt Disney. En nuestra opinión el castillo no es tan impresionante por dentro como cabía esperar y desafortunadamente estaba prohibido sacar fotos.

    En el pueblo de Hohenschwangau habia un lago precioso de color turquesa que se llama Alpsee. El agua era transparente y había muchos cisnes, un sitio muy bonito y recomendamos verlo. Después del castillo y lago fuimos a visitar Füssen, un pueblo cercano con casas de diferentes colores y ambiente animado. Comimos unos currywurst allí mientras un músico callejero estaba tocando al lado.

    Por la tarde conducimos a Múnich y devolvimos el coche en la estación de trenes principal. Alquilamos el coche en Hertz el día anterior en el aeropuerto cuando llegamos a Múnich. El precio del alquiler del coche (24 horas) con seguro adicional fue 100€ y la gasolina nos costó 36€ entonces pagamos 36€ por persona. Los dueños de nuestro Airbnb nos recomendaron visitar también el castillo Herrenchiemsee situado en la isla más grande del lago Chiemsee. Es famoso por ser como un versailles pequeño, pero no tuvimos tiempo para ver los dos castillos. Lo tendremos en cuenta para el futuro.En Múnich visitamos el Oktoberfest y en el centro los alrededores de la plaza Marienplatz. (Si quieres saber más sobre Oktoberfest lee nuestro post anterior Oktoberfest 2018.) En Marienplatz puedes encontrar Neues Rathaus (el nuevo ayuntamiento), que es un edificio muy impresionante estilo neogótico. Nos llamó la atención que los edificios fueran decorados con muchas flores como es típico en Baviera y ¡madre mía que bonitos son! Cerca de Rathaus está el edificio Hirmer, una tienda grande de ropa de hombres que también es muy bonito con sus florecitas. En Marientplatz hay muchas cafeterías y nosotros fuimos a Café Rischart donde puedes comprar unos bollos riquísimos, pasteles salados, dulces y tartas. Si vais a Múnich es obligatorio probar los pretzeles por lo menos una vez.

    Viktualienmarkt es un mercado famoso justo al lado de Marienplatz. Allí puedes encontrar mucha variedad de comida alemana y es una buena idea ir a comer allí y disfrutar todo lo que ofrecen los puestos. El olor de todas las frutas, verduras, flores y especies que se venden allí fue increíble.

    Ir de un sitio a otro fue muy fácil en Múnich porque el transporte publico está muy bien organizado especialmente las líneas de los trenes y metros (S-bahn y U-bahn). Compramos un billete de grupo (máximo para 5 personas) de 72 horas para todas las zonas por 73€. Como éramos cuatro el precio fue de 6€ por persona y día. Si hay dos o más pasajeros es siempre más barato comprar el billete de grupo.

    La comida alemana y especialmente baviera es muy fuerte (carne y salchichas) y te llena mucho, entonces es mejor no pedir demasiado comida en el restaurante. Si buscáis un restaurante típico de comida tradicional en el centro os podemos recomendar Augustiner am Dom.

    Baviera es una zona muy muy bonita y en nuestra opinión alquilar un coche es una de las mejores maneras descubrirlo y no limitar la visita solo para ver la ciudad. Al final podemos decir que estamos positivamente sorprendidos por todo lo que ofrece Baviera.

    Con mucho cariño, Sanna & Jenna

  • Alemania

    Oktoberfest 2018

    “Vamos a Oktoberfest” dijo alguien la semana santa pasada en Levi (un centro de esquiar en Laponia). Algunos días después ya teníamos los vuelos y airbnb reservados. La expectativa: cerveza, cerveza y cerveza aunque a ninguna de nosotras le gusta mucho la cerveza. Por primera vez nuestros novios estaban mas emocionados por el viaje. Realidad: cerveza, un montón de gente, fiesta desde por la mañana hasta por la noche, ambiente de Baviera, salchichas y pretzel. Disfrutabamos dos tardes y un día entero en el festival y podemos decir que si, iros allí y experimentad la fiesta mas grande de vuestras vidas.

    Oktoberfest es un festival de cerveza organizado cada año durante 2 semanas (septiembre-octubre) en Múnich, Alemania. Es una de las fiestas más grandes celebradas en el mundo y hay 6 millones de visitantes cada año. El primer Oktoberfest fue organizado en octubre de 1810 y fue la celebración de la boda del príncipe Ludwig de Baviera y la princesa Teresa de Sajonia y Hildburghausen. Las celebraciones tardaban 5 días y con mucha comida, bebida y carreras de caballos. A la gente le gustó tanto la fiesta que decidieron organizarla otra vez en los años siguientes y este año fue celebrada la edición 185.

    Fuimos a Oktoberfest con nuestros novios Adrián y Petri. Sanna y Adrián volaron desde España por la mañana y Jenna y Petri desde Finlandia más tarde el mismo día. Cuando reservábamos el viaje comparábamos diferentes opciones de alojamiento y los precios. Los hoteles eran muy caros e igualmente los apartamentos en el centro de Múnich. Por eso decidimos elegir un piso de Airbnb fuera de la ciudad en un pueblo que se llama Otterfing, por el que pagamos 580€ por 4 noches para 4 personas. Al final Otterfing fue una opción muy buena porque teníamos la conexión directa en tren a la estación central de Múnich y tardamos 40 minutos en llegar. Los trenes estaban operativos hasta la noche, por lo que no tuvimos ningún problema para llegar al apartamento por la noche (si alguien se quedaba despierto para avisar en la parada en la que teníamos que bajar).

    En Oktoberfest es normal disfrazarse con los vestidos tradicionales de Baviera y claro nosotras también queríamos hacerlo. El vestido de las mujeres se llama dirndl y el de los hombres lederhosen. Los vestidos originales que se venden en Múnich son muy bonitos pero muy muy caros. Si no queréis gastar mucho dinero para disfrazaros os recomendamos que compréis el vestido antes en otro sitio. Ademas la gente personaliza sus vestidos con las galletas de jengibre que se ponen en su cuello y pinzas con sus nombres. Las galletas de jengibre hubieran sido buenos recuerdos para llevar a casa pero nos los comimos el domingo por la noche de camino al apartamento.

    Oktoberfest está situado en Thereisienwiese al lado de la estación central de trenes. En el área hay 14 carpas enormes de cerveza y una de vino (¡claro que fuimos a tomar unos vinos!) y otros puestos mas pequeños. Todos las carpas son atracciones diferentes con orquesta y marcas de cerveza variadas. Además de beber cervezas puedes también disfrutar de la comida y la música típica. Fuera de las carpas puedes comprar algo de salchichas y cosas locales para merendar. Dentro de las carpas de cerveza la mayoría de las mesas son reservadas y por eso es super difícil encontrar un sitio para sentarse. Además en todos los puestos no se sirve cerveza a no ser que estés sentado. Las cervezas vienen en jarras de tamaño de un litro y valen 11.50€ cada uno. Los chicos estaban muy contentos con sus bebidas pero especialmente para Sanna fue muy duro. ¿Porque ir a un festival de cerveza si no te gusta cerveza? Intentamos mejorar la situación pasando vino en una botella de agua como contrabando a las carpas de cerveza. El sábado pudimos hacerlo pero el domingo nos pillaron haciéndolo. Es sorprendente que los puestos abran a las 10 de la mañana y se llenen enseguida pero están abiertos solo hasta medianoche. La entrada al festival y los puestos es gratis pero hay un área que se llama Oktoberfest traditional y la entrada cuesta 3€. En Oktoberfest hay también otras atracciones como la noria y el tiovivo.


    Al final, Oktoberfest ha sido una buena experiencia y os lo recomendamos a todos los que estéis interesados. Por otro lado al ser un evento tan conocido hay muchos turistas pero también vimos muchos alemanes disfrutando, lo que hizo que nos metiéramos en el ambiente desde el primer momento. Si queréis una experiencia Oktoberfest mas auténtica y menos turística, podéis ir a alguna de las pequeñas ciudades que hay en la zona de Baviera. Creemos que los días que hemos pasado en Oktoberfest han sido suficientes desde el punto de vista de presupuesto y para nuestros hígados. Aunque había mucha gente y algunos habían bebido demasiado todo fue muy tranquilo. Encontramos gente de casi todas las partes del mundo, hablamos con ellos e hicimos nuevos amistades. ¡DANKE SCHÖN OKTOBERFEST 201 8!


    Con mucho cariño, Sanna & Jenna